CCOO reclama al alcalde que salga en defensa de la secretaria general del Ayuntamiento

La sección sindical pide a Juan Carlos Ruix Boix que defienda la "honorabilidad y profesionalidad" de esta funcionaria, que no puede defenderse de las acusaciones vertidas en prensa sobre su persona

407
Fachada exterior de la Casa Consistorial

La Sección Sindical de CCOO en el Ayuntamiento de San Roque ha pedido al alcalde, Juan Carlos Ruix Boix, que defienda la “honorabilidad y profesionalidad” de la secretaria general del Ayuntamiento de esta localidad, ante las acusaciones vertidas sobre su persona por otro funcionario en los medios de comunicación.

Desde CCOO aseguran no alcanzar a concebir que se acuda a la prensa “poniendo en duda la profesionalidad de una empleada pública, sin que nada haya sido probado y solo con el registro de haber entregado una documentación en Fiscalía para que esta estudie de si procede o no darle curso, y sin tener calificación por parte del Ministerio Fiscal”.

Por ello, la sección sindical de CCOO en el consistorio sanroqueño entiende que “el daño moral que unos hechos así pueden causar en la reputación de una persona puede llegar a ser irremediable, máxime cuando la secretaria general, por el cargo que ocupa y respetando el sigilo profesional y la protección de datos, no puede salir a la prensa defendiéndose y mostrando las pruebas de las que podría hacer uso”. Este hecho, recuerda CCOO, provoca “una situación y estado de indefensión más que evidente, ya que, si al final todo esto queda en nada, ¿quién repara el nombre mancillado en prensa de una trabajadora que lo único que puede hacer es asistir perpleja a una situación donde se le está atropellando y señalando?”.

Por todo ello, desde CCOO reclaman que, por parte del alcalde y el equipo de gobierno del Ayuntamiento de San Roque, se de cumplida respuesta a estas denuncias, saliendo en defensa de la Secretaria General, ante la manifiesta situación de desamparo, “más aún si los decretos que podrían demostrar su inocencia han sido emitidos y rubricados por la propia alcaldía o si alguna causa judicial planteada ha sido ya archivada”.