Hospitales y ambulatorios restringen el uso de mascarillas a pacientes de riesgo y urgencias

Los problemas de abastecimiento derivados del miedo al coronavirus provocan restricciones en la distribución de mascarillas y geles hidroalcohólicos

184
Un paciente necesitado de mascarilla, en el hospital Punta de Europa de Algeciras
arcgisa

El miedo al coronavirus COVID-19 está provocando ya serios problemas de abastecimiento, fundamentalmente de mascarillas y geles hidroalcohólicos, a los proveedores que surten de estos productos a centros sanitarios y farmacias. Por ello, se ha instado a los profesionales sanitarios de la comarca, como a los del resto de Andalucía, a ser especialmente rigurosos en estos días en el uso de estos productos, fundamentalmente destinados a los servicios de urgencias y los pacientes de alto riesgo, como los ingresados por problemas respiratorios, cardíacos y oncológicos, entre otros.

Según ha podido saber 8Directo, la escasez de mascarillas sufrida en los últimos días en el Campo de Gibraltar se ha solventado hoy con la llegada de varios miles de nuevas unidades, para ser distribuidas entre los 2 hospitales, el de Algeciras y el de La Línea, y los distintos centros sanitarios, en función de las necesidades. No obstante, se insta a los profesionales sanitarios a ser aún más escrupulosos si cabe en el uso de estos productos, limitando su uso a aquellas situaciones en las que resulta imprescindible, para evitar que se produzcan situaciones de desabastecimiento que perjudiquen a los ciudadanos que verdaderamente necesitan de estas medidas de protección.

Suspendidas las prácticas y los cursos y limitadas las reuniones

Asimismo, los profesionales sanitarios han recibido en estos días una nota informativa con varias normas organizativas, dirigidas a reducir la probabilidad de transmisión del coronavirus COVID-19 y proteger tanto al personal sanitario como a los pacientes ingresados o ambulatorios y sus acompañantes.

Ante la recomendación ya formulada por el Ministerio de Sanidad, Consumo y Bienestar Social, el Servicio Andaluz de Salud (SAS) informa sobre la suspensión de las actividades docentes relativas a prácticas de pre-grado o de otro tipo, además de suspenderse todas las actividades formativas presenciales organizadas en los propios centros sanitarios.

Asimismo, desde el día 3 de marzo “quedan anulados todos los permisos relativos a la asistencia a acciones formativas autorizados a partir de esa fecha”, y se insta a aplazar todas aquellas reuniones o eventos que “conlleven asistencia de personal que no trabaje en el centro sanitario”.

Según continúa la nota informativa, “las reuniones de formación de residentes que se entiendan como imprescindibles, y no se puedan mantener por la metodología no presencial, se deben realizar por ahora fuera de los centros sanitarios”.

En cuanto a otras medidas de autoprotección de los profesionales sanitarios, en la nota se recuerda que se trata de algo que no sólo implica a este colectivo, sino que “va más allá del trabajador e incluye al resto de las personas susceptibles de contacto directo o indirecto con el paciente”.

En este sentido, el SAS hace un llamamiento a extremar cualquier medida de protección y prevención, haciendo hincapié en la importancia de la higiene de manos, y recordando que el trabajador sanitario “debe garantizar su seguridad frente a aquellos riesgos para la salud o la seguridad que no puedan evitarse o limitarse suficientemente mediante la utilización de medios de protección colectiva o la adopción de medidas de organización del trabajo”.

Los stocks, agotados en las cooperativas farmacéuticas de la comarca

Por otra parte, según las fuentes consultadas por 8Directo, tanto Cofares como Bidafarma, las dos cooperativas que suministran mascarillas y geles hidroalcóholicos a las farmacias de la comarca, tienen actualmente agotados estos productos, y están a la espera de poder volver a recibirlos en sus instalaciones, para distribuirlos entre sus clientes.

En el caso de Bidafarma, la cooperativa que tiene sede en Palmones, en Los Barrios, no suministran mascarillas desde hace aproximadamente un mes, y se encuentran a la espera de poder recibirlas, aunque a día de hoy se desconoce aún cuando llegarán esos pedidos. Geles desinfectantes de manos sí que les entran, de vez en cuando, pero no en la cantidad que sería deseable.

En cuanto a Cofares, la cooperativa ubicada en Algeciras, en el polígono de La Menacha, llama la atención que lo primero que se oye, nada más llamar por teléfono al número de información, sea una grabación de voz en la que se advierte, de entrada, de que no quedan mascarillas ni geles, lo que permite hacernos una idea de la numerosa cantidad de llamadas recibidas para preguntar únicamente por eso.

En este sentido, la voz aclara que “si el motivo de su llamada es relacionado con la compra de mascarillas o geles hidroalcóholicos, actualmente no disponemos de stock”. La grabación continúa explicando que “estamos trabajando con los proveedores para reponer nuestras existencias lo antes posible”. Por último, finaliza diciendo que “os mantendremos informados a través de la página web”.