Pérez Girón y Esteban Gallego presentan dos nuevos trabajos sobre el pasado de San Roque

146
arcgisa


Un buen número de sanroqueños asistió anoche, jueves, a tres actos culturales que se desarrollaron en el Palacio de los Gobernadores y en la Galería Ortega Brú. Antonio Pérez Girón presentó su último libro, una historia de las calles de San Roque. Esteban Gallego, por su parte, proyectó un documento fílmico sobre la vida en la ciudad en las décadas de los años 50 y 60 del pasado siglo y, también, inauguró una exposición con fotos realizadas durante sus viajes.

Antonio Pérez Girón explicó a grandes rasgos el contenido de su libro, titulado ‘Por las calles antiguas de San Roque’ y editado por el Ayuntamiento. Señaló que aunque a lo largo de sus más de tres siglos de historia, las calles de San Roque han ido cambiando de denominación según las circunstancias políticas, al final se ha impuesto el nombre popular de las mismas. Explicó que para realizar este trabajo había consultado documentos como censos y acuerdos municipales.

Así, dijo Pérez Girón, aunque el franquismo nombró a la calle San Felipe como calle José Antonio, todo el mundo la conocía con el primer nombre. Y también que si bien la denominación oficial de otra vía del Casco Histórico es San Nicolás, para todos los sanroqueños se llama Los Escaloncitos, al igual que Francisco Tubino es en realidad la calle Algeciras, o General Lacy es la calle Málaga.

También citó algunos momentos históricos vividos en San Roque, como la llegada del general Rafael del Riego a través de la Alameda Alfonso XI; los ajusticiamientos con garrote vil en la Plaza de Armas y Cuatro Vientos; o los distintos usos que ha tenido El Pósito.

A continuación, Esteban Gallego presentó ‘San Roque, apuntes del pasado’, que definió como “un documento fílmico para el recuerdo” de unos 18 minutos de duración. Se trata de imágenes tomadas en los años 50 y primeros años 60 del pasado siglo. Comienza con una panorámica de la Bahía en la que todavía no aparecen las siluetas de las industrias, y sigue con unas imágenes rescatadas del Nodo de 2954. También hay, entre otras secuencias, una boda en la Plaza de la Iglesia, el recibimiento multitudinario a los soldados que regresaban de la Guerra del Ifni, el rodaje de la película “El precio de la muerte”, un partido de fútbol benéfico en la Plaza de Toros e, incluso, fragmentos de corridas lidiadas en dicho coso, con protagonistas como el diestro Tobalo Vargas, que estaba presente en la sala.